Estudiante Teresiano

No mires tu Normal desde afuera, sino como una Institución cuya suerte te concierne y sobre la cual tienes una palabra qué decir y un testimonio qué aportar.

Sabemos que algunos jóvenes frustrados o impacientes en la búsqueda del bien se han dejado llevar por confusas corrientes actuales.  A todos ellos los invitamos a conocer la fuerza renovadora del Evangelio y a tomar en serio la tarea de mantener la verdad en la vida de la Iglesia.

La juventud desea un tipo de sociedad en la cual sea más auténtica la forma de vida.

Una sociedad que reconozca los valores de las personas; una sociedad que ofrezca iguales oportunidades de superación y en la cual la distribución de los bienes sea más equitativa.

Al igual que tú, queremos una sociedad nueva que siga fielmente las enseñanzas del Señor.  Nos sentimos felices de seguir contigo la misma búsqueda.

Este reglamento es una invitación franca a caminar “Tu camino” con nosotros, un camino seguro, confiado, en familia, entre hermanos, para que te formes, te realices, te encuentres, te promuevas y te prepares para construir tu vida.

Para  tener un compromiso con la sociedad, debes prepararte  para enfrentarlo.